cadena de suministro

5 retos en la cadena de suministro

Share on linkedin
Share on facebook
Share on twitter
Share on email
Share on whatsapp

Grandes organizaciones acuden a optimizar su cadena de suministro para lograr ventajas competitivas y comerciales, ya que es la red que involucra todo lo relacionado a la empresa; desde la labor comercial, pasando por la operación hasta entregar el producto o servicio al cliente final. Sin embargo, su gestión está llena de desafíos que pueden ocasionar paros, malas experiencias y gastos importantes.

Gestionar correctamente la cadena de suministro permite entre muchos beneficios, optimizar y controlar los niveles de inventario, ayudando a reducir costos, mantener la visibilidad y garantizar la disponibilidad de los productos.

Una cadena de suministro moderna debe evolucionar para satisfacer las nuevas demandas y resolver problemas relacionados con el servicio, costo y capital de trabajo. A su vez, incrementar la transparencia y agilidad en los procesos, logrando diferenciarse dentro de mercados cada vez más competitivos.

¿Cuáles son algunos retos principales que enfrenta la cadena de suministro?

1. Incremento en el costo

En términos globales, el costo de materiales, energía y mano de obra ha aumentado debido a diversos factores en los últimos meses. Reducir la inversión podría ser contradictorio y provocar escasez dentro de la operación. La reposición de inventarios, su control y su optimización será clave para seguir obteniendo productos de buena calidad mientras la producción sigue en marcha.

2. Complejidad de suministro

Los consumidores compran productos a través de diversas plataformas, por lo que se vuelve esencial adaptarse al incremento de rutas y métodos de distribución. Trabajar en procesos para cada canal promoverá la respuesta de tu organización hacia los tiempos de entrega.

Ya sea por venta tradicional, plataformas digitales o a través de terceros, deben de existir parámetros que clasifiquen el tipo de entrega que sea más viable para tu empresa en cada transacción, sin omitir la importancia de la experiencia del cliente.

3. Exigencia del consumidor

Transformación es el término que toda empresa debe considerar al enfrentarse con un consumidor, quien al día de hoy tiene más opciones que nunca. Cada punto de la cadena de valor debe estar enfocado en crear excelentes productos/servicios. Calidad y tiempo de entrega son factores tan importantes como el precio.

Los productos más exitosos son aquellos que logran cumplir con la calidad, disponibilidad y precio que el consumidor necesita. Es vital conseguir que tu cadena logre adaptarse a la demanda.

4. Gestión de riesgos

Presión económica, complejidad internacional, cambio ambiental, y algunos otros problemas mundiales son algunos de los factores que ponen en peligro la operación de la cadena de valor. Esta presión fácilmente puede convertirse en riesgos, causando problemas en la red como falta de información, agregar pasos a la cadena para solucionar urgencias, enfrentar nuevas regulaciones o una mala administración logística.

Desarrollar un plan de crisis ayudará a ejecutar planes para priorizar los procesos, eliminar riesgos y gestionar problemas adecuadamente cuando estos surjan.

5. Volatilidad del mercado

La existencia de factores políticos y sociales, así como el incremento del volumen en la demanda, puede saturar los diferentes canales o almacenes provocando volatilidad y complejidad dentro de la cadena de suministro. Estos problemas requieren soluciones antes de convertirse en retrasos o cuellos de botella que pueden afectar directamente tu operación.

Con muchas de estas variaciones se pueden predecir problemas antes de que sucedan. Realizar contratos y gestionar relaciones fuertes con proveedores pueden minimizar el impacto hacia tu compañía.

La cadena de suministro es el principal motor del cambio en una organización, ya que además de mover materiales, dinero e información, es el enlace principal, y el más importante, con el cliente final. Cualquier acción correctiva o preventiva que se tome hoy en el área mitigará el impacto de cualquier crisis en el presente, creando resiliencia para el futuro.

Gestiona e integra toda tu cadena de valor para obtener resultados diferentes, como mejores pronósticos de la demanda, reposición de materiales, administración de inventarios y mucho más. Realizar un diagnóstico a tu organización tomará de 3 a 4 semanas; podrás detectar las áreas de oportunidad y solucionarlas para optimizar tu productividad, fijando objetivos reales y alineando a todos tus colaboradores a un sistema de trabajo integral.

Artículos Relacionados

¿Qué hace una consultoría empresarial?

La consultoría empresarial es un servicio profesional al cual acuden las organizaciones cuando buscan ayuda para realizar un cambio o

Ver Artículo
noviembre 23, 2021
Consultoría empresarial

Lograr mi estrategia – ¿Un juego mental?

En ocasiones pudiera parecer que la estrategia es solamente un pensamiento originado en la mente del director general de una

Ver Artículo
noviembre 23, 2021
Estrategia y Gestión

Desarrollo profesional, la educación dentro de la empresa

La oferta del desarrollo profesional dentro de las organizaciones se ha convertido en un factor de decisión para ingresar y/o

Ver Artículo
octubre 18, 2021
Capital Humano

Recibe nuevos artículos en tu correo

Suscríbete a nuestro newsletter mensual

Este sitio está protegido por reCAPTCHA y se aplica el Aviso de Privacidad y los Términos de Servicio de Google.

Mejoramos nuestros servicios a través de cookies propias y de terceros. Puedes obtener más información en nuestra política de privacidad.